El Reishi

Desde que aparece el hombre en la tierra, se sabe de su convivencia inseparable e insoluta con la naturaleza. El hombre tuvo que aprender a conocer de cuáles plantas podía alimentarse y con el pasar del tiempo entendió que algunas de ellas eran más beneficiosas que otras, no solo sirviendo de alimento, sino también de cura para las enfermedades.

Entre estos nuevos alimentos provenientes de la naturaleza, un grupo nuevo llamado hongos entró en la vida del hombre hace más de 3.500 años, vestigios arqueológicos en zonas gélidas, han demostrado la presencia de hongos secos en las vestimentas de los restos fósiles, que se utilizaban seguramente para encender fuego y como alimento.

Reishi
Reishi

El hombre tuvo que pasar muchas pruebas con los hongos antes de poder saber cuáles eran los venenosos y cuáles los comestibles.

Estos organismos tienen características propias, ya que tienen sus células completas (eucariotes), no pertenecen al reino de las plantas por carecer de clorofila (pigmento verde), por lo que no fabrican su alimento como el resto de las plantas, pero tienen la capacidad de alimentarse descomponiendo y succionando la materia orgánica que está en su entorno, por lo que tienen un papel fundamental en los ecosistema.

En la actualidad las nuevas tendencias en la alimentación sana, llevan a preferir alimentos naturales, no sólo que sirvan de alimento, sino también que sean beneficiosos para la salud.

La industria se ha beneficiado de los hongos con esta nueva tendencia, ejemplo de esto es el hongo Reishi un hongo Lingzhi, perteneciente al género Ganoderma y la especie lucidum, que abarca varias especies, de las cuales estas tres Ganoderma lucidum, Ganoderma tsugae y Ganoderma sichuanense, son la gran mayoría.

El hongo Reishi también llamado “hongo de la inmortalidad”, “hongo espiritual”, goza de especial aprecio en la medicina oriental, siendo parte de esta desde hace más de 2.000 años, donde se ha usado como alimento y también como producto para aumentar la vitalidad y prolongar la longevidad de las personas. En la actualidad este hongo está siendo clasificado por sus propiedades como un superalimento.

El aspecto del hongo Reishi es frágil, su color varía entre blanco y negro, con tonalidades amarillas, doradas, azules y violáceas, crece en lugares cálidos, en los troncos de árboles dañados o muertos.

Principios activos del hongo Reishi

La variedad roja de Reishi es la más potente y medicinal. En ella se han aislado principalmente polisacáridos solubles en agua (siendo los elementos más activos encontrados, con propiedades antitumorales, y reguladoras del sistema inmune y la presión), también proteínas y aminoácidos.

Los componentes activos del Reishi son variados, pero podemos decir que se encuentran proteínas, vitaminas, fenoles, polisacáridos (β – glucanos), triterpenos, esteroles y sustancias del tipo cortisona.

Cultivo del hongo Reishi

Para el cultivo de Reishi, simular las condiciones ambientales donde se desarrolla, es todo un desafío. En el laboratorio se disponen de todas las condiciones de esterilidad que garantizan su cultivo exitoso.

Pero cuando hablamos de un cultivo fuera del laboratorio los pasos son más complicados. Lo primero que se debe hacer es buscar la cepa de Reish que se quiere cultivar, bien sea en la naturaleza o en forma de semillas.

Se utilizan bolsas de polietileno que se puedan esterilizar, para garantizar que el cultivo no se contamine con cualquier otro hongo. Luego dentro de las bolsas o frascos, se coloca el material similar donde crece el hongo en la naturaleza (restos, de troncos, aserrín, cáscaras de girasol), todo esto se esteriliza por medio húmedo (autoclave).

Una vez frío el material se procederá a inocular el hongo y se colocará el material primero en la oscuridad para el crecimiento de los tejidos y luego se cambiarán las condiciones pasandolos a las condiciones ambientales normales de luz, humedad y temperatura, de esta manera se forma el cuerpo del hongo.

El crecimiento del Reich dura entre 45 y 60 días dependiendo del tipo de hongo que se esté cultivando.

Beneficios del uso del hongo Reishi

Diversas son las propiedades atribuidas al Reishi, los polisacáridos (β – glucanos), encontrados en el hongo son capaces de estimular el sistema inmune y también tiene propiedades anticancerígenas.

Si se toma regularmente normaliza el sistema inmunológico, volviendo al cuerpo a su estado natural, logrando que todos los órganos funcionen normalmente.

Otra actividad proporcionada por el consumo del hongo Reishi es la antioxidante, mejorando también la salud cardiovascular.

Los polisacáridos del Reishi son capaces de aumentar las actividades de las enzimas superóxido-dismutasa y catalasa, aumentando la destrucción de los radicales libres mediante su transformación en peróxido de hidrógeno, que es destruido por la catalasa.

Además este hongo presenta una actividad ante los lípidos altos, mediante eritadenina y las estatinas, frenando la enzima HMG-coA reductasa, con lo que se limita la formación del colesterol y ayuda a mantener la presión arterial normal.

El hongo Reishi funciona como un adaptógeno, ya que ayuda a activar los mecanismos naturales de protección del cuerpo.

Dentro de los múltiples beneficios del Reishi dados por la medicina oriental, están el control de alergias (ácido ganodérmico), infecciones causadas por virus (gripe), enfermedades pulmonares (asma y bronquitis), protección del cuerpo ante el estrés.

El hongo Reishi puede revertir el daño en hígado, aumentando la formación de células hepáticas.

Contraindicaciones del uso del Reishi

El consumo de Reishi puede bajar la presión arterial, por lo que no pueden usarlo los pacientes con tratamiento de presión alta, ya que la bajaría aún más. Igual contraindicación se da a los pacientes que consumen anticoagulantes o antiplaquetarios.

Otro de los efectos secundarios que se pueden llegar a presentar son nariz, boca y garganta resecas.

El consumo prolongado de Reishi puede causar en algunas personas mareos, malestar estomacal o hemorragias nasales.

Durante el embarazo y lactancia tampoco es recomendable el consumo de Reishi, ya que no se tiene información de los posibles efectos sobre el feto o el bebé.

Presentaciones comerciales del Reishi

El hongo Reishi se puede consumir seco en polvo, o pueden obtenerse extractos ricos en productos activos para el desarrollo de medicamentos y alimentos funcionales.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *