El Jengibre

La naturaleza nos ha brindado siempre la solución a todas las dolencias de nuestro organismo y nos ha mantenido sanos. La medicina naturista conoce muy bien los beneficios de tantas plantas que, en un solo escrito no se podrían describir.

La población se ha volcado con mucha fuerza a lo natural, informándose de todas los beneficios curativos que puede obtener si decide mantenerse sano a través del consumo de súper alimentos, que siempre han estado en nuestra casa, pero que posiblemente no se sabía los grandes beneficios que proporcionaban.

El Jengibre
El Jengibre

Una de estas plantas que hemos visto y tal vez usado en la cocina es el Jengibre, planta herbácea, perenne con una altura aproximada de un metro, cuyo nombre científico de género y especie es Zingiber officinale. Hay dos clases de Jengibre el Zingiber officinale o común y el Zingiber zerumbet o silvestre, cuyo sabor es más amargo y su color más oscuro.

Esta planta es originaria de Asia y se cultiva en casi todos los países tropicales, se tiene cuenta de ella desde 551-479 a.C. Tiene un tallo subterráneo (rizoma) carnoso, grueso y aromático, que crece en sentido horizontal y de él emergen brotes y raíces.

Esta hierba tiene hojas lanceoladas largas y flores irregulares y de colores variados.

El Jengibre no solo es apreciado por sus propiedades ante algunas dolencias del cuerpo, sino también es un elemento muy usado en la cocina dando un toque picante a las comidas.

La buena fama del Jengibre en la medicina natural y que lo hace un súper alimento radica en los elementos que lo componen, vitaminas, minerales antioxidantes, antiinflamatorios, aceites esenciales, lo hacen presumir de sus enormes facultades curativas.

Principios activos del Jengibre

El rizoma de Jengibre está repleto de: Aceites volátiles (0,25 %-3,3 %) con monoterpenos como el geranial (citral a), neral (citral b) y sesquiterpenos (30 %-70 %); sustancias de sabor picante (4-7,5 %) con fenilalcanonoles como el 6-gingerol y el 6-shogaol, zingibaína y zingerona.

¿Cómo consumir mejor el Jengibre?

Se puede consumir el Jengibre de varias maneras:

  • En forma de infusiones, aprovechando el rizoma fresco. Sirva para mejorar las afecciones gripales, tos y ronquera
  • En la cocina, puede usarse fresco o en polvo. Le dará un toque picante a la comida.
  • En jugos, mezclados con otras frutas. Favorece la eliminación de las toxinas, tiene efecto antiinflamatorio y ayuda abajar de peso.

Cultivar jengibre en casa

El Jengibre casi nunca produce semillas, por lo que su cultivo debe hacerse de forma vegetativa a través del rizoma.

Se deberán tomar los rizomas que estén jugosos y que tengan por lo menos un brote verde.

Se puede plantar el Jengibre en una maceta ancha, ya que la planta de Jengibre necesita extenderse, la tierra abonada debe estar esponjosa y bien aireada.

Se debe mantenerse húmeda la tierra, colocar la maceta en un lugar donde no reciba sol directo y mantener una temperatura promedio de 20ºC.

Propiedades del Jengibre

El Jengibre cuenta con muchos principios activos distintos, si se buscan las aplicaciones del Jengibre en épocas pasadas, se observará que se empleaba sobre todo como ayuda para la digestión.

Los nuevos estudios confirman que el Jengibre protege la mucosa gastrointestinal, incrementa la absorción de vitaminas y minerales, evitan la náusea y el vómito, favorece la secreción biliar y protege las células del hígado contra toxinas químicas.

  • El Jengibre cuenta con propiedades antibacterianas, antivirales y fungicidas efecto antiparasitario, efecto antialérgico a través del reforzamiento del sistema inmune, efecto antiinflamatorio, efecto analgésico, efecto antirreumático, protección cardiovascular, efecto reductor del colesterol, inhibición de la agregación plaquetaria (en función de la dosis), mejora las infecciones respiratorias en el tracto respiratorio, bronquitis, tos y antioxidante.

¿Cómo actúa el Jengibre?

Los componentes activos del Jengibre abren una cantidad de posibilidades terapéuticas.

El gingerol estimula la función hepática y el shogaol tiene actividad sobre todo analgésica y antiinflamatoria.

El rizoma contiene también zingibaína (2%), una enzima que corta y digiere las proteínas, comparables a la papaína o la bromelina (contenidas en la lechosa y piña), de allí su actividad digestiva que favorece la absorción de alimentos, vitaminas y minerales.

Aunque el rizoma sólo contiene un 2 % de zingibaína, esta resulta la enzima de este tipo más potente de la naturaleza.

Además, la zingibaína tiene también un efecto antiinflamatorio y aumenta las defensas.

Se ha comprobado a través de investigaciones que los extractos de Jengibre pueden calmar el dolor en casos de artritis reumatoide, sustituyendo al ibuprofeno, diclofenaco o la aspirina, siendo este un tratamiento no esteroide natural que se mantiene en el tiempo.

Otros estudios indican que los extractos de jengibre tienen un efecto inhibitorio de la agregación plaquetaria, reforzando el corazón y estimulando el flujo sanguíneo.

El jengibre se absorbe muy rápido y también se elimina pronto, por lo que tiene una semivida breve, representado esta una ventaja en comparación con fármacos comerciales.

Se ha observado además que los extractos de rizoma de jengibre tienen un efecto reductor del colesterol luego de mantener el consumo de Jengibre por cierto tiempo.

Contraindicaciones del uso de Jengibre

Aunque el consumo Jengibre es seguro en la mayoría de las personas, no se recomienda su uso en mujeres embarazadas, ya que podría producir hemorragias al momento del parto.

Tal es el caso de las mujeres en estado de lactancia, para lo cual no es recomendado el uso del Jengibre, ya que no se tienen estudios del efecto que pueda tener sobre el bebé.

También está contraindicado para personas que están bajo tratamiento con anticoagulantes, ya que los componentes del Jengibre aumentan el riesgo de hematomas y sangrado.

El Jengibre también reduce los niveles de azúcar en la sangre por lo que no está indicado para personas que están en tratamiento por diabetes.

De igual modo, el Jengibre debe ser evitado por las personas que están bajo tratamiento por problemas de presión, ya que sus componentes activos bajan la presión arterial, pudiendo causar problemas cardíacos.

Personas con problemas de coagulación y cardíacos, deben evitar consumir Jengibre ya que, el Jengibre puede aumentar los sangrados.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *